MI DEFENSA

By / 3 semanas ago / Opinión / 1 Comment
MI DEFENSA

Luis Miguel Llanos

El lingüista izquierdista Noam Chomsky, vaca sagrada del caviar René Gastelumendi, casi siempre se equivoca, pero acertó cuando dijo: “La manipulación mediática hace más daño que la bomba atómica, porque destruye cerebros”.

En nuestro país, este asalariado del grupo comercial mediático que todos conocemos, se esfuerza por hacer realidad lo afirmado por Chomsky. Usando la vieja táctica de “miente, miente que algo queda”, ha difundido mentiras contra mi persona, tal vez confiando en la aplanadora de medios donde trabaja.

Sistemáticamente, mi honor viene siendo mancillado por el conglomerado empresarial donde cobra Gastelumendi. Por esto es mi deber y derecho defenderme. Y, como David, no me acobardo ante Goliat, seguro de contar con el respaldo popular.

Por supuesto que el asalariado personaje cuenta con el apoyo de poderosos patrones, pero eso no evita que luche por mis ideales: La patria, la familia, la vida y la libertad.

En primer lugar, Gastelumendi, hijastro del mediocre Roncagliolo (sí, el ministro de Relaciones Exteriores humalista que promovió que nuestro país sea complaciente durante meses con la dictadura chavista) obra contra mí por dos razones de venganza: le pegué cuando tuvimos una pelea de adolescentes, y porque estoy en contra de sus amigos complacientes con el terrorismo.

llanos-expreso

“La cobardía tiene sobre el valor una gran ventaja: la de encontrar siempre una excusa”. Es por esto que buscará excusas para atacarme él y su prensa.

Yo le pegué a este personaje hace muchos años. Él estaba borracho haciendo el ridículo en una reunión, y se sobrepasó con una señorita. ¿Lo dice? No. Pero el dolor le queda hasta ahora, y pretende presentarse como víctima, cuando simplemente le hice respetar a una dama.

Por ejemplo, en un reportaje para “Cuarto Poder” me acusó de violento basado en un atestado policial que era reservado y que luego las investigaciones determinaron que no tenía sustento. Eso presionó a un juez, y gracias a ello no he podido pasar Navidad con mi hija.

Otra muestra de su calaña fue cuando la comisión del Congreso que investigaba a Martín Belaunde Lossio citó como testigo a mi hermana María Elena. En redes sociales, prácticamente la tildó de loca.

¿Qué hay en tu clóset, Gastelumendi? ¿Qué intereses defiendes? ¿A Nadine, a tus patrones coludidos con los poderes económicos y caviares? Pues déjame decirte que estamos aquí para defender nuestros ideales, la libertad, la patria, la familia, la vida, y el honor, a diferencia de ti, que actúas por otros intereses.

¿Ahora me llamas asesino? ¿Por encararte como hombre? ¡Tú me amenazas con tu prensa barata! La población está harta del abuso excesivo de los medios para manipular los hechos.

¿Y por qué te apoya el conglomerado mediático en tus resentimientos emocionales? ¿Por simple amistad y solidaridad contra un luchador decidido y valiente, o porque ha querido neutralizar mis denuncias de corrupción a malos funcionarios del gobierno?

Me han reglado, me han perseguido judicialmente, me han dañado mis negocios, me han etiquetado de fujitroll, porque mi exsuegro fue vicepresidente de Alberto Fujimori y porque soy -hasta el momento- el único que ha pedido públicamente pena de muerte a los políticos corruptos.

Quiero decir a la opinión pública que también debe investigarse a la prensa por sus vínculos con estos políticos corruptos, y de ser el caso encarcelar a sus operadores o aplicarles la pena de muerte por cómplices de la corrupción.

Al final te doy las gracias, “periodista”, porque ahora soy más que un hombre. Tus ataques y los de tus socios me han convertido en una idea, y las ideas no pueden matarse, ni atemorizarse, ni meterse presas. No me asustas, Gastelumendi, porque no quiero ni necesito ser violento para demostrar la verdad.

admin

The author didn't add any Information to his profile yet.

One Comment

  • Cecy Prado29. Dic, 2016

    Todo mi apoyo, Sr. Llanos, ese tipo de prensa irresponsable tiene que ser erradicada de nuestro país. En mi caso, este periodista de cuarta, atacó a mi hermano y lo acusó, con su amiga Anuzka Buenaluque, que era el líder de una banda criminal sindicada como el escuadrón de la muerte, lo difamaron y lo expusieron a la criminalidad organizada sin importarle que tenía una carrera promisoria y sobretodo familia. Le dieron vitrina a un malandro para lo dígame. Cuando empezaron a salir pruebas de que todo esto era falso, no quisieron escucharnos ni escucharlo por el contrario se confabulación con otros medios para silenciar todo.
    Lucharemos contra este tipo de prensa basura que solo ensucia honras.

Leave a comment

Your email address will not be published. Required fields are marked. *